William Kremer y Claudia Hammond | BBC

Se estima que hasta un millón de jóvenes japoneses permanecen encerrados en sus casas, algunas veces durante décadas. ¿A qué se debe esto?

BBC.CO.UK ha publicado que “Para Hide, los problemas surgieron cuando abandonó el colegio. "Empecé a culparme, y mis padres también me responsabilizaron por no acudir a clase. Comenzó a crecer la presión", cuenta.

"Entonces, gradualmente, comencé a tenerle miedo a salir y a temer conocer a gente. Fue entonces cuando ya no pude salir de mi casa".

Poco a poco, Hide fue renunciando a todo tipo de comunicación con sus amigos y, eventualmente, sus padres. Para evitar verlos, dormía durante el día y se sentaba toda la noche a ver la televisión.

"Tuve todo tipo de emociones negativas", explica. "El deseo de salir, la rabia hacia la sociedad y a mis padres, tristeza por estar en esta condición, temor sobre lo que podría pasar en el futuro y envidia a las personas que llevaban una vida normal".

Hide se ha vuelto un "aislado" o hikikomori.

En Japón, hikikomori es el término que también se utiliza para describir a la gente joven que se aísla. Es una palabra que todo el mundo conoce.

Tamaki Saito acababa de titularse como psiquiatra cuando, a principio de los 90, fue sorprendido por el número de padres que buscaron su ayuda porque sus hijos habían abandonado el colegio y se habían escondido durante meses, algunas veces años. Con frecuencia estos jóvenes pertenecían a familias de clase media, casi todos hombres, y la edad promedio de este retiro voluntario era de 15 años.

Esto puede sonar como pereza de adolescente. ¿Por qué no quedarte en tu cuarto mientras tus padres esperan? Pero Saito explica que los que sufren esto están paralizados por un profundo temor social.

"En sus mentes están atormentados", aclara. "Quieren salir al mundo, quieren hacer amigos y tener novias (o novios), pero no pueden".

Violentos, paranoicos, depresivos

Los síntomas pueden variar. Para algunos, explosiones de violencia se alternan con comportamientos infantiles como patear a la madre. Otros pacientes pueden ser obsesivos, paranoicos y depresivos.

Cuando Saito empezó su investigación, el aislamiento social no era algo desconocido, pero era tratado por los doctores como un síntoma de otros problemas, en vez de un patrón de comportamiento que requería un tratamiento especial.

Desde que llamó la atención del fenómeno, se cree que el número de hikikomori ha aumentado. Una cifra estimada conservadora de personas afectadas sería 200.000. Pero en 2010 una encuesta del gobierno de Japón arrojó una cifra mucho más alta: 700.000.

Debido a que por definición, quienes sufren de este fenómeno se esconden, Saito considera que la cantidad de afectados es todavía mayor, cerca del millón”. LEER MÁS…

Publicado en Medicina
Jueves, 27 de Junio de 2013 09:44

¿Es realmente dañina la pornografía?

Jo Fidgen | BBC

  • Con frecuencia se hacen llamados para combatir la pornografía. Pero, ¿cuál es la evidencia que sustenta que la pornografía hace daño a las personas que la consumen?

 

BBC.CO.UK  MUNDO ha publicado que “En 1961, un psicólogo llamado Albert Bandura realizó un experimento innovador. Hizo que unos niños observaran cómo un adulto golpeaba una muñeca inflable. Después dejó a cada niño con la muñeca para ver lo que él o ella hacía. Los niños también le dieron puñetazos.

Bandura concluyó que nos inclinamos a copiar comportamientos violentos, en vez de considerarlo catártico.

Años más tarde, Neil Malamuth, un estudiante de psicología de la Universidad de California en Los Ángeles, decidió estudiar nuestras reacciones a la pornografía de una forma similar y desde entonces ha dedicado su carrera a estudiar el tema.

En un experimento realizado en 1986, el científico reclutó a 42 hombres y los evaluó bajo una escala de "probabilidad de violación". Después los dividió en tres grupos de forma aleatoria- Al primero se le dio una selección de material sexualmente explícito con escenas de violación y sadomasoquismo. Al segundo, pornografía no violenta.

Mientras que el tercero fue de control y no vio nada.

Una semana más tarde, en lo que ellos pensaron era un experimento no relacionado, se emparejó a cada hombre con una mujer y le dijeron que ella no se sentía atraída por él. Entonces tenían que participar en un juego de adivinanzas, y el hombre tenia la opción de castigar a la mujer cada vez que contestara de forma incorrecta.

A partir de este y muchos otros experimentos, Malamuth concluyó que si un hombre ya es sexualmente agresivo y consume mucha pornografía violenta, existe una posibilidad mucho mayor de que cometa un acto de agresión sexual.

Simplista

Muchos estudios acerca de la pornografía no tienen rigor científico.

Algunos activistas han usado su estudio para reclamar que la pornografía lleva a la violación. Pero Malamuth dice que ésa es una postura muy simplista". LEA MÁS...

Publicado en Medicina
  • El hecho de premiar o castigar a los menores con la comida puede propiciar que canalicen ansiedades y frustraciones a través del hábito de comer

Guadalajara, Jalisco, México (6 de junio de 2013).- Derivado del incremento de obesidad, sobrepeso y trastornos alimenticios, la psiquiatra del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) en Jalisco, Liduvina González Herrera señala que “Muchos padres premian o castigan a sus hijos con la comida, algunas veces por culpa por no pasar tiempo suficiente a su lado o porque caen a veces en el chantaje del niño quien quiere comer nada más las cosas que a él le gustan”, indicó la experta.

Advierte que el abuso en la comida tiende a hacerse crónico, de tal forma que la problemática se agudiza en la etapa de la adolescencia y cuando se es adulto, el individuo puede convertirse en un comedor compulsivo o adicto a la comida.

El comedor compulsivo además de satisfacer su paladar y el aspecto fisiológico al comer vorazmente, también busca obtener ganancias secundarias como llenar vacíos emocionales, llamar la atención, sustituir la compañía y el afecto, y disminuir su ansiedad y depresión aunque la culpa por la ganancia de peso que produce el abuso de la comida agudiza estos estados de ánimo.

González Herrera exhortó a los padres de familia a “reconocer o premiar los logros de los hijos a través de mecanismos más saludables, incluso a través de una muestra de afecto, establecer menús de comida sana en el hogar y evitar excederse en la ingesta de comida sirviendo raciones moderadas”.

Indicó que en la mayoría de los casos de adultos comedores compulsivos, el paciente busca la ayuda cuando es derivado de otras áreas médicas debido a que tuvo que acudir con el médico por problemas como diabetes, hipertensión o enfermedades gastrointestinales.

Al indicar el médico la necesidad de bajar de peso como parte del tratamiento, es cuando al paciente generalmente se le deriva al hospital de segundo o tercer nivel para obtener atención psicológica o psiquiátrica en su caso.

Publicado en Psiquiatría

MEDGADGET.ES ha publicado que "Brainsway, obtuvo la aprobación de la FDA a principios de año para su sistema de estimulación magnética transcraneal (TMS por sus siglas en inglés) como una opción de tratamiento para el trastorno depresivo mayor resistente a los medicamentos, y está a punto de comenzar a comercializar su dispositivo en los EE.UU.. La TMS establece campos magnéticos muy concretos dentro de un casco especial para dirigirse a regiones específicas del cerebro. En Europa, además del tratamiento para la depresión, el sistema también está aprobado para tratar el dolor neuropático crónico, el trastorno bipolar y la esquizofrenia, y está siendo investigado para enfermedades como el Parkinson, el trastorno de estrés postraumático, y como una ayuda para dejar de fumar". LEER MÁS...

Publicado en Medicina
Domingo, 12 de Febrero de 2012 21:09

¿Por qué alguna gente nunca se deprime?

Geoff Watts

Ante experiencias perturbadoras de la vida -como la ruptura de un matrimonio, la pérdida de un trabajo o la muerte de un familiar- muchas personas se deprimen. Sin embargo, otras no. ¿Por qué ocurre esto?

BBC MUNDO ha publicado que “Una persona que vive experiencias traumáticas y no se deprime posee una cualidad que en psiquiatría se conoce como "resiliencia". (La academia de la lengua define el término como "la capacidad humana de asumir con flexibilidad situaciones límite y sobreponerse a ellas").

De acuerdo con la doctora Rebecca Elliott, psicóloga de la Universidad de Manchester, todas las personas están situadas en algún lugar de la escala: "En un extremo hay personas que son muy vulnerables. Enfrentadas a situaciones bajas de estrés, o ninguno en absoluto, van a desarrollar un problema de salud mental".

"En el otro extremo, hay personas que han tenido experiencias muy terribles, y sin embargo permanecen positivas y optimistas".

La mayoría de nosotros, piensa la doctora de la universidad británica, está más o menos en el medio de la escala.

Pero, ¿qué es la resiliencia? ¿Es algo que hemos heredado o que aprendemos? ¿Puede ser rastreada en la química del cerebro o en la actividad eléctrica? Y si nos falta, ¿la podemos adquirir?

Lamentablemente, la respuesta a todas esas preguntas es muy similar. No lo sabemos.

Flexibilidad cognitiva

Aeron, sujeto del estudio de Manchester


Soy generalmente una persona feliz. Todo el mundo tiene momentos de tensión, y no parece normal que una persona esté feliz todo el tiempo. Pero yo no he tenido ningún episodio de depresión.

En mi infancia, cuando me di cuenta de que era gay, no le dije nada a mis padres o amigos hasta que fui mucho mayor. Creo que, tal vez, eso resultó en que me creara un mecanismo de defensa fuerte que me ayudó a hacer frente a situaciones más adelante en la vida.

Creo que si hay un problema siempre hay una solución. No es que yo considere que no existan situaciones de estrés en mi vida, sino que siempre pienso que uno puede encontrar una solución.

Según la Organización Mundial de la Salud, la depresión afecta a más de 120 millones de personas en todo el mundo.


Bill Deakin, profesor de Psiquiatría en la Universidad de Manchester, estima que "lo preocupante es que la cifra de personas aquejadas de depresión tiende a aumentar y el problema está empezando a afectar a los jóvenes".


Con el apoyo del Consejo británico de Investigación Médica, Bill Deakin, Rebecca Elliott y sus colegas están estudiando el cerebro y tratando de comprender los orígenes y la naturaleza de la resiliencia.


Ellos piensan que el mejor entendimiento de esta cualidad podría ayudar a quienes carecen de ella.


Los expertos estudian intencionalmente a un grupo mixto: algunos integrantes han sufrido episodios de depresión, otros no. Algunos han experimentado eventos adversos en su vida, mientras que otros han vivido relativamente sin preocupaciones”. Leer más…

 

Publicado en Medicina

¿Por qué algunos prefieren desentenderse de ciertos temas sociales que desafían su comodidad personal? Una investigación reciente sugiere algunas pistas para comprender este fenómeno desde una perspectiva psicológica.

www.pijamasurf,com ha publicado que “A veces parece increíble la disparidad informativa que puede existir entre dos personas que comparten tiempo y espacio, que aparentemente viven en las mismas circunstancias sociales, económicas, políticas y otras pero que, por alguna razón, poseen datos sobre su realidad totalmente disímiles y a veces incluso contradictorios entre sí.


Un estudio reciente, publicado en la revista especializada Journal of Personality and Social Psychologyde la Asociación Psicológica Estadounidense, investiga las implicaciones psicológicas de esa felicidad que algunos (o muchos) encuentran en la ignorancia, especialmente cuando se trata de problemas sociales que confrontan de algún modo su comodidad personal.


El responsable de la investigación fue Steven Shepherd, de la Universidad de Waterloo en Ontario, quien realizó una serie de 5 experimentos, entre 2010 y 2011, con 511 voluntarios adultos tanto en Estados Unidos como en Canadá, en algo que se describe como “una reacción en cadena de la ignorancia de un tema a la dependencia y la confianza en que el gobierno maneje el asunto”.


En el primer experimento, se reunió a los participantes que se sentían más afectados por la crisis económica, encontrando que al mismo tiempo procuraban evitar la información que cuestionaba la habilidad del gobierno para manejar la economía, aunque no la información positiva al respecto. A estas personas (197 estadounidenses con un promedio de edad de 35 años, 111 mujeres y 89 hombres) se les brindó información compleja sobre el funcionamiento de la economía y se intentó que saciasen sus dudas sobre el tema, en especial por qué esos procesos económicos les afectaban directamente. Aparte, un adiestramiento similar se llevó a cabo en un grupo de 58 canadienses (promedio de edad de 42 años, 20 hombres y 38 mujeres) a quienes también se les dio una descripción compleja de la economía para conocer los vínculos entre dependencia, confianza y evasión frente a la información.

Los participantes que recibieron esta especie de curso intensivo desarrollaron cierto desamparo frente a los temas económicos y, como consecuencia de esto, una mayor confianza y dependencia para con el gobierno y sus acciones en el ámbito económico, además de un menor deseo de aprender más sobre estos temas”. Esto según lo publicado por Pijamasurf.com. Leer más …

Publicado en Medicina
Martes, 22 de Noviembre de 2011 09:05

¿Dementes o malvados?: los psicópatas

Cuando Brian Dugan se declaró culpable de la violación y asesinato de una niña de siete años, Jeanine Nicarico, muchos pensaron que el individuo era la viva imagen de un brutal asesino en serie.

BBC MUNDO ha publicado que “Aunque la niña fue asesinada en 1983, Dugan confesó su culpabilidad hasta 2009. Para entonces, ya había sido convicto repetidamente por violación y por el asesinato de otras dos personas, otra niña de siete años y una enfermera de 27 a quien también violó y mató.

Sin embargo, lo más extraordinario de su caso es que nunca mostró ningún remordimiento por alguno de sus asesinatos o crímenes.

Ahora los científicos piensan que esta falta de empatía pudo de hecho estar vinculada a la razón por la que cometió esos actos.

El doctor Kent Kiehl, neurocientífico de la Universidad de Nuevo México, en Estados Unidos, pudo escanear el cerebro de Dugan como parte de un proyecto único para entender si la conducta antisocial está vinculada a la estructura y funciones cerebrales.

"Le costaba trabajo entender porqué había gente interesada en lo que él había hecho" dijo a la BBC el doctor Kiehl, recordando la época en que entrevistó a Dugan.

"Clínicamente era algo fascinante".

Psicopatía

El doctor Kiehl es considerado un pionero en el campo de la neurociencia conductal. Está intentando entender las funciones cerebrales de los psicópatas y utilizar ese conocimiento en el desarrollo de tratamientos para estos individuos.

"Tiendo a ver a los psicópatas como alguien que sufre un trastorno así que no utilizo la palabra malvado para describirlos."

Dr. Kent Kiehl

Es un área controvertida porque durante miles de años los sujetos como Dugan no han sido catalogados como enfermos sino como malvados".

Eto según lo publicado por BBC MUNDO. Leer más...

Publicado en Neurociencia
Domingo, 13 de Noviembre de 2011 20:28

La historia extraña de la lobotomía

Por Hugh Levinson

Hace 75 años, en Estados Unidos, se llevó a cabo un proceso que un psiquiatra describe como "meter una aguja en el cerebro y agitarla": la lobotomía. ¿Cómo llegó a ser considerada una cura mágica?

BBC MUNDO ha publicado que “La idea de abrirle huecos al cráneo para curar enfermedades viene de la noche de los tiempos.

En las profundidades de los archivos de la Colección Wellcome de Londres, ese magnífico tesoro oculto de curiosidades médicas, hay una pequeña caja blanca de cartón.

Adentro hay un par de aparatos médicos. Son sencillos. Cada uno consiste en una barra de acero de 8cm, con un mango de madera.

"Estas horripilantes cosas son instrumentos de lobotomía. Nada sofisticado", dice el archivista Lesley Hall.

Estas barras alguna vez representaron lo más avanzado de la ciencia psiquiátrica. Eran las herramientas operativas de la lobotomía, también conocida como leucotomía, una operación que era considerada como una cura milagrosa para una variedad de enfermedades mentales.

Por miles de años la humanidad había practicado la trepanación, agujereando el cráneo para dejar salir a los espíritus malvados.

La idea de la lobotomía era diferente. El neurólogo portugués Egas Moniz creía que los pacientes con conductas obsesivas sufrían de problemas en los circuitos del cerebro.

En 1935, en un hospital de Lisboa, pensó haber encontrado la solución. "Decidí cortar las fibras conectivas de las neuronas activas", escribió en una monografía titulada "Cómo llegué a hacer una leucotomía frontal".

Los cirujanos perforaban un par de huecos en el cráneo, ya sea en un lado o en la parte superior, e introducían un instrumento afilado -un leucotomo- en el cerebro.

El cirujano luego lo movía de un lado a otro para cortar las conecciones entre los lóbulos frontales y el resto del cerebro.

Moniz reportó mejoras dramáticas en sus primeros 20 pacientes. La operación fue acogida con entusiasmo por el neurólogo estadounidense Walter Freeman, quien se convirtió en un evangelista del proceso. Fue él quien hizo la primera lobotomía en Estados Unidos en 1936, y luego la divulgó por el mundo entero.

Desde principios de la década de los '40, empezó a ser vista como una cura milagrosa en el Reino Unido, donde los cirujanos ejecutaron proporcionalmente más lobotomías que EE.UU.

A pesar de la oposición de algunos doctores -particularmente los psicoanalistas- se convirtió en parte integral de la psiquiatría.

La razón de su popularidad era simple: la alternativa era peor.

"Cuando visitaba hospitales de salud mental... veía camisas de fuerza, celdas acolchonadas, y era patente que algunos pacientes eran -siento tener que decirlo- sujetos a violencia física", recuerda el neurocirujano retirado Jason Brice.

El chance de una cura a través de la lobotomía parecía preferible a una cadena perpetua en una institución.

"Esperábamos que ofreciera una salida", dice Brice. "Esperábamos que ayudaría".

Miles y miles

Al hiperactovo McMurphy, encarnado por Jack Nicholson, le hacen una lobotomía en Atrapados sin Salida.

La operación se volvió tan popular que había doctores , como el británico Sir Wylie McKissock, que llegaron a hacer miles.

Terry Gould, quien trabajó con McKissock como anestesista, piensa que su antiguo jefe llevó a cabo unas 3.000”. Esto según lo publicado por BBC MUNDO

Para ver el artículo completo haz clic aquí

Publicado en Neurociencia
Jueves, 03 de Noviembre de 2011 11:45

Culpar siempre a los demás, enferma

www.neomundo.com.ar Ha publicado que “ Las personas que constantementeculpan a los demás por los males de su vida tienen un riesgo mayor de desarrollar alguna enfermedad. Carsten Wrosch, de laUniversidad de Concordia (Canadá), analizó la relación entre losfracasos, la amargura al respecto y la calidad de vida.Y notó que algunas personas logran evitar el resentimiento mientras que otras quedan marcadas por una constante sensación de rencor hacia los demás.

Al analizar a fondo el fenómeno el especialista observó que “el resentimiento constante puede resultar en sentimientos globales de ira y hostilidad que, cuando son lo suficientemente fuertes, pueden afectar la salud física de las personas”.

El fracaso personal, comentan los especialistas en comportamiento humano, es una de las principales causas del resentimiento, que se caracteriza especialmente por emociones de ira y recriminación. Mientras que el arrepentimiento implica culparse a uno mismo, el resentimiento significa responsabilizar a los demás por lo que le pasa a uno mismo. Esto según lo publicado por www.,neomundo.com.ar LER MÁS…

Publicado en Medicina

Universia ha publicado que “Para mantener a tu pareja contigo no hace falta nada, más que sexo satisfactorio.

De acuerdo a una investigación, el que una persona sea monogámica o poligámica depende de la forma en que está organizado su cerebro; en un área conocida como el núcleo accumbens.

Esa zona, cada vez que se estimula con las relaciones sexuales, produce sensaciones de placer más intensas; y a mayor excitación, mayor propensión a la monogamia.

De esta forma, cuando una pareja suele experimentar buen sexo, mantiene también una relación sólida, íntima y profunda, sin im­portar que tengan un sinfín de peleas. Por el contrario, si se lleva muy bien, pero tienen pésimas relaciones sexuales, terminan por separarse, explicó Óscar Galicia, coordinador del Laboratorio de Neurociencias de la Universidad Iberoamericana.

“Muchas personas necesitan una mayor dosis para estimularse; es por eso que constantemente cambian de pareja para buscar una mayor liberación de hormonas. Sin embargo, la mayoría se siente cómoda con una sola pareja, por lo que no requieren experimentar más”, precisó Galicia en entrevista con Publimetro.

A pesar de que la monogamia es común entre los seres humanos y goza del visto bueno de la sociedad, es muy rara en los seres vivos.

“En términos biológicos y reproductivos, es una estrategia escasa, sólo alrededor de 3% de todas las especies del mundo la practican. La poligamia es más generalizada, por lo que los humanos somos raros”, comentó.

Infidelidad, alta incidencia

Cifras del Instituto de Investigación en Psicología Clíni­ca y Social y de la consulto­­ría venezolana Tendencias Digitales, respectivamente:

  • 40% de los varones mexicanos lo ha sido alguna vez.

55% de las mexicanas, también”. Esto según lo publicado por www.universia.net.mx

Fuente: Con información de Publimetro

Publicado en Medicina
<< Inicio < Prev 1 2 Próximo > Fin >>
Pág. 1 de 2
Síguenos